En busca del sucesor del Google

Escrito el 20 agosto, 2001 – 9:00 | por storm | 1.133 lecturas

Google es
el rey de todos los buscadores, pero hay una nueva generación de
emprendimientos que le vienen pisando los talones. Por Angel Gonzalez.

Está surgiendo una nueva generación buscadores dispuestos a dar batalla y
desafiar la supremacía del poderoso Google.

A todo el mundo le encanta Google porque es sencillo y funciona bien.

Google tiene la base de datos de sitios más grande del mundo y muchas veces
arroja resultados de búsqueda sumamente certeros. Y además la empresa es
rentable.

Pero inevitablemente todos los imperios caen.

Google tiene un gran defecto: las búsquedas arrojan demasiados resultados,
por lo que la gran mayoría de estos no son de utilidad, es muy difícil, analizándolos
uno por uno, encontrar lo que realmente se quiere.

En consecuencia, esta surgiendo toda una nueva generación de buscadores;
estas nuevas herramientas intentan superar la exactitud de Google, o por lo
menos optimizar la organización de los resultados para que sea más fácil
encontrar lo que uno busca.

Algunos de ellos pretenden vencer a Google con sus propias armas, como
buscadores universales; otros, simplemente apuntan a ser herramientas de búsqueda
específicas, con un menor rango pero con mayor profundidad.

WiseNut

WiseNut, un promisorio buscador que fue
lanzado en mayo, supera a Google en el sentido de que brinda resultados de búsqueda
más certeros gracias a un algoritmo de clasificación sensible al contexto,
que, según WiseNut, es algo que Google no tiene.

Google clasifica a las páginas sobre la base de los hipervínculos con otras
páginas: cuantos más vínculos tiene una página, mejor se la ubica entre los
resultados. El algoritmo sensible al contexto que utiliza WiseNut evalúa el
texto y los hipervínculos de una página, compara estos dos aspectos, y ubica
los resultados más relevantes en los primeros lugares.

WiseNut también agrupa las páginas web de un mismo sitio bajo un único
resultado de búsqueda, con lo cual caben más resultados en una página.

WiseNut afirma que cuenta con la tecnología de búsqueda más rápida y más
económica. Esta empresa sostiene que por día clasifica 50 millones de páginas
con sólo cien servidores estándar, con lo cual supera en velocidad a toda la
competencia.

Hasta el momento, su base de datos ha recabado 800 millones de páginas
(mientras que Google cuenta con 1.000 millones).

“La relevancia de los resultados de Google lo hizo muy popular entre los
usuarios”, comentó Yeogirl Yun, fundador de WiseNut. “Pero eso no
quiere decir que no pueda surgir un nuevo buscador que se convierta en el número
uno. Si uno observa la historia de los buscadores va a ver que cada dos o tres años
cambia el liderazgo. Al principio el buscador líder era Yahoo, luego fue el
Altavista, y después fue Google”.

Teoma

Teoma también se propone ser el sucesor
de Google. Esta empresa sostiene que los resultados que arrojan las búsquedas
realizadas en este buscador son más certeros, ya que se basan en la evaluación
de los “sitios pares”.

El sistema de Google está basado en la estructura de la Red: los sitios se
clasifican de acuerdo con su popularidad. Cuantos más visitantes y más hipervínculos
tenga una página, más alto se clasifica entre los resultados de la búsqueda.

Teoma lleva este principio un poco más lejos todavía y clasifica a las páginas
de acuerdo con la cantidad de hipervínculos de otros sitios relacionados con la
búsqueda. En lugar de ser un concurso de popularidad, este buscador clasifica a
los sitios web según la opinión que tienen de él sus pares.

Lo que hace el Teoma es buscar en su base de datos aquellas páginas que
coincidan con los términos de búsqueda. El grupo de resultados se organiza a
su vez por temas, y el buscador determina cuáles son los sitios más populares
que tratan sobre el mismo tema.

Para resolver el problema de organización que tiene Google, Teoma presenta
los resultados de búsqueda de tres formas distintas: clasificación común, en
la cual se brindan los sitios más “reconocidos”; clasificación por
tema; y clasificación por hipervínculos de los expertos, los cuales son
creados por entendidos en los temas.

Pero si bien Teoma es bueno en cuanto organización, le falta alcance: la
base de datos de URL de Teoma cuenta con menos de 100 millones de páginas.

Lasoo

Otra forma de obtener resultados más relevantes es limitar el rango de la búsqueda.

Lasoo, cuya sede está ubicada en Toronto,
limita geográficamente el rango de búsqueda; para ello, le solicita al usuario
que seleccione un área en el mapa electrónico con un “lazo”
circular.

A diferencia de Google, Lasoo busca información (tales como empresas y
puestos de trabajo) sólo dentro del área geográfica seleccionada.

Lasoo selecciona los resultados de acuerdo con su cercanía geográfica al
“epicentro” elegido por el usuario. No toma en consideración las
divisiones políticas ni administrativas. Los resultados aparecen en el mapa.

“Contamos con una tecnología de servidor de mapas de alta velocidad que
nos permite crear mapas detallados de cualquier parte del mundo”, expresó
Peter Forth, director de tecnología de Lasoo. “Y tenemos una tecnología
de búsqueda geográfica que selecciona la información a partir de una base de
datos donde constan más de 30 millones de empresas codificadas por ubicación
geográfica, esto nos permite dar con aquellas entradas en las que coinciden una
determinada palabra clave y una zona predefinida”.

Según Forth, la mayoría de los demás buscadores, como el Yahoo, se centran
en los Estados Unidos o en las principales ciudades solamente, mientras que
Lasoo abarca todo el mundo.

CURE

Para limitar el rango de la búsqueda, CURE busca por cada área del
conocimiento.

El Starpond‘s Collaborative Use
Research Engine (CURE) es un servicio por suscripción para universidades e
instituciones de investigación.

El usuario de la cuenta especifica el área de conocimiento que le interesa,
y CURE limita las búsquedas a las fuentes académicas pertinentes.

Y, al igual que Google, clasifica las páginas según la frecuencia con la
que son utilizadas por otros clientes de CURE que realizan investigaciones
dentro de ese mismo campo.

Vivisimo

Vivisimo, un desprendimiento de la
Carnegie Mellon University, es un metabuscador que utiliza otros motores de búsqueda
y clasifica los resultados. Vivisimo clasifica los resúmenes generados por
otros buscadores y luego agrupa las páginas de acuerdo con los términos que el
algoritmo considera mas descriptivos.

Los usuarios pueden elegir entre varios buscadores, incluidos Google,
Altavista y Hotbot.

“La agrupación de información siempre han sido un problema en la
computación”, comentó Raúl Pérez Valdés, presidente de Vivisimo.
“Nosotros inventamos un algoritmo que la optimiza y facilita la descripción
de esos grupos”.

Esta empresa tiene planeado vender su tecnología de catalogación a otros
buscadores y a otros sitios web corporativos, pero ya está captando la atención
de los usuarios finales: el tráfico de este sitio ha aumentado a razón de un
43 por ciento por mes.

Do U OzZy?

You must be logged in to post a comment.

Buscar: